miércoles, 25 de marzo de 2009

Maravillas... ¡naturales!

por Martín Bonfil Olivera
Publicado en Milenio Diario, 25 de marzo de 2009

Acabo de conocer una de las 13 maravillas de México: los prismas basálticos de Santa María Regla, en el estado de Hidalgo.

Visitados por Alexander von Humboldt cuando vino a México en 1803, las imponentes columnas basálticas de 30 metros, perfectamente hexagonales, que bordean la cañada como si Dios las hubiera acomodado cual gigantescos lápices, quitan el aliento.

Pero para un naturalista como Humboldt, y para un ateo irredento como este columnista, la explicación divina no es satisfactoria: no explica nada. ¿Existirá algún proceso natural que permita formar cientos de prismas hexagonales y acomodarlos cuidadosamente?

Los prismas, aunque raros, no son únicos. Existen 10 o 15 sitios en el mundo con estructuras semejantes: la “calzada del gigante”, en Irlanda; los “postes del diablo”, en California; los “tubos de órgano”, en Australia… La formación de estas estructuras no es tan rara.

Una segunda pista es la forma hexagonal de los prismas. El dicho norteño “andando la carreta se acomodan las sandías” es acertado: las esferas tienden a acomodarse espontáneamente para que cada una esté rodeada por otras doce: es el arreglo más compacto. Si son círculos, el arreglo más eficiente es hexagonal: la forma más compacta de acomodar columnas cilíndricas es que cada una esté rodeada por otras seis. La forma hexagonal de los prismas es resultado de este acomodo. No fueron construidos y luego acomodados: se formaron en su posición actual.

¿Y cómo pudo la lava fundida —el basalto es magma solidificado— formar prismas verticales individuales? La respuesta está en la existencia de estructuras autoorganizadas en la naturaleza. Un ejemplo son las “celdas de Bénard”: al calentar un líquido por abajo, el movimiento de convección —el agua caliente sube y la fría baja— puede formar columnas hexagonales de agua que se mantienen circulando mientras haya diferencia de temperatura. Los prismas son celdas de convección fosilizadas, que quedaron solidificadas al enfriarse rápidamente.

El mundo mineral puede formar estructuras ordenadas y maravillosas. Lo mismo ocurre, aumentado, en el mundo vivo. Darwin, otro naturalista, lo vio y lo explicó. Por eso y más, vale la pena conocer los prismas basálticos.

(Puedes ver las fotos que tomé de los prismas basálticos aquí)

Para recibir La ciencia por gusto cada semana
por correo electrónico, ¡suscríbete aquí!

7 comentarios:

Alejandro Sierra dijo...

Martin, no sabia que te interesaban estos temas. Tus fotos están muy interesantes.
Estamos haciendo una serie documental sobre el planeta Tierra, con énfasis en las maravillas de México. Gracias por el tip!

Anónimo dijo...

¡¡Contacto a tierra!!..¡¡Contacto a tierra!!.. !!Ateos del mundo, unamosno.. Por un pensamiento libre. Un abrazo Martin.

Meme..

Anónimo dijo...

Martin: es una pena que cuando describe una maravilla natural, y se le explica con causas naturales, TANTAS VECES se lo toma como "evidencia" de que no intervieene dios en ello. La contraposicion entre la ciencia y la creencia en Dios ES ARTIFICIAL, ES ERRONEA. Pero lamentablemente es recurrente.

Respeto que te manifiestes ateo, respeto que tambien Meme lo sea, pero seria muy bueno que si buscan una verdad cientifica, consideraran esto: No es posible afirmar CATEGORICAMENTE que Dios no exista. Lo que logran, es demostrar las razones fisicas y racionales de uno u otro fenomeno... ¿como podria ser bastante un fenomeno aislado, asi sean muchos, para extrapolarlo a la esxistenxia o no de Dios?

... hasta tratado como una hipotesis cientifica, no se sostiene. Yo invitaria a que quien no quiera creer, perfecto, esta en su libertad, pero que nos de EL BENEFICIO DE LA DUDA a quines si creemos. ¿no es eso la obligatoria objetividad, imparcialidad cientifica?

Luis Martin Baltazar Ochoa, Guadalajara, Jalisco

Anónimo dijo...

Sr. Luis Martin:

Dejeme decirle que sus argumentos se disparan a si mismos, la ciencia de ninguna manera afirma CATEGORICAMENTE la inexistencia de dios, lo que lo hace es la falta de evidencia, (principio fundamental de conocimiento cientifico: "EVIDENCIA, EVIDENCIA Y EVIDENCIA") e incluso, supongo le agradará saber que no se puede afirmar "categóricamente" en aras de la verdad (ciencia) : "dios no existe", pero lo que si se puede decir es: "dios probablemente no existe", todas las razones, pruebas y evidencias que en el pasado era dadas como muestra innegable de la mano del creador sobre este mundo, hoy en día se van refutando, elimininando, descubriendo la verdad. Cualquier científico seria un pendejo si negara categóricamente la existencia de dios. ¡¡Ni que fueramos religiosos creyentes!! Jajaja, pues al contrario de la gente que vive bajo el "dogma", y afirma "dios existe" nosotros entendemos que tenemos un compromiso con la verdad y por lo tanto sabemos que no se puede hacer tal sentencia. Usted mismo lo ha dicho tenemos una obligación con la OBJETIVIDAD Y LA IMPARCIALIDAD. Hace 200 años (Felices 200 años Darwin) quizás (y es algo en lo q tengo q reflexionar)era necesaria el argumento del dios para dar una explicación a las maravillas de la naturaleza, a la belleza de la vida, (q cursi no?) jo-jo.. La ciencia es un poema.. Vaya señor y disfrute su vida... no tenga miedo, probablemente no existe ningún dios al cual le tenga q rendir cuentas, no se preocupa por otra vida, viva esta.... la gente q cree en la ciencia tiene la suerte de "saber" que van a morir, porque muchos otros viven "engañados" y nunca siquiera..podrán
nacer. Un abrazo.. Meme... ¡¡Arriba Biomedicina UNAM!!
PD Lo del fenómeno aislado, la prueba y la hipótesis también considero caen en otro error (y gravisimo), pero por no hacerle de weba mi argumento me atuve a dejarlo en otro momento, por si gusta seguir el debate.

MARTÍN BONFIL OLIVERA dijo...

Luis Martín: efectivamente, nadie dijo aquí que Dios no exista. Sólo manifesté que yo no creo que exista. ¿Se vale, no?

Martín

Anónimo dijo...

Paranoicos están muchos mexicanos, los chismes tienen mas peso que el conocimiento y eso es evidente todos los días, que lastima que en estos tiempos la ciencia pase por un rato, y que la escuela..............

Anónimo dijo...

Me gustó mucho tu post, acabamos de visitar Huasca de Ocampo y una de las cosas que más nos gustaron fue la ex hacienda de sta maría regla y los prismas! Lo que nos faltaba es mas información sobre el origen de esta maravilla natural, que es muy interesante. Muchas gracias por compartirlo! Atte Penélope y Juan Carlos