miércoles, 29 de diciembre de 2010

VIH, medicina y esperanza

Por Martín Bonfil Olivera
Dirección General de Divulgación de la Ciencia, UNAM
Publicado en Milenio Diario, 29 de diciembre de 2010

Hace exactamente 11 años, me quejaba en “La ciencia por gusto” de un comentario publicado en conocido diario como parte de un recuento, de esos tan populares en 1999, de los principales acontecimientos del siglo XX. Al hablar de temas de salud, el artículo sentenciaba: “La medicina sucumbe ante el sida”.

La afirmación, escribí, me parecía muy injusta, pues presentaba la falta de una cura para la infección por VIH como un fracaso, ignorando que “la medicina moderna logró, en un tiempo sorprendentemente corto, descubrir la causa del misterioso síndrome de inmunodeficiencia adquirida y describir con gran detalle la estructura y funcionamiento de su causante, el virus de inmunodeficiencia humana”.

Hoy, luego de una década, hay buenas noticias que reafirman mi confianza en los avances de la ciencia médica contra esta enfermedad –la cual, gracias precisamente a dichos avances, hoy no tiene por qué considerarse mortal, sino crónica, si es bien manejada (es decir, si el paciente es detectado oportunamente y recibe el tratamiento adecuado).

Se trata del reporte de que, mediante un trasplante de médula ósea, se ha logrado curar a un paciente con VIH. El anuncio apareció en los medios, pero no en primera plana. Porque, por más sorprendente que suene, no se trata, todavía, de una verdadera “cura” para el VIH-sida.

Ocurre que el VIH infecta sólo a ciertas células del sistema inmunitario: los linfocitos (glóbulos blancos) que tienen la proteína CD4 en su exterior. Pero para entrar, el virus necesita una segunda “cerradura” donde insertar su llave (la proteína GP160, que forma las “púas” que se observan en la membrana del VIH). Una de las “segundas cerraduras” disponibles en nuestros linfocitos es la proteína CCR5.

Y ocurre también que ciertas personas, especialmente en el norte de Europa, tienen una mutación en el gen de la proteína CCR5: la pérdida de 32 de sus “letras” genéticas (o pares de bases, en lenguaje técnico), lo cual la inutiliza. Como resultado, dichas personas, si tienen dos copias del gen mutante CCR5-delta32 (pues heredamos dos copias de cada uno de nuestros genes, una de cada progenitor), resultan especialmente resistentes a la infección por VIH.

Y ocurrió, finalmente, que el doctor Gero Hütter, de la Universidad Médica Charité, en Berlín, especialista en hematología, tenía un paciente con VIH que, además, padecía de leucemia. El tratamiento indicado para éste cáncer del sistema inmunitario, cuando la quimioterapia no da resultado, es el trasplante de médula ósea (que es donde se producen las células inmunitarias). Al buscar donadores para su paciente, Hütter recordó la mutación de CCR5, y pensó hacer un experimento. De 80 posibles donadores de médula ósea, uno poseía la mutación delta32. El hoy famoso “paciente de Berlín” recibió el trasplante, y en noviembre de 2008 Hütter y sus colegas revelaron que, tras 20 meses, no presentaba señales detectables del virus en su cuerpo, a pesar de haber dejado de tomar medicamentos antirretrovirales.

La noticia revive hoy debido a un segundo artículo, publicado con fecha del 28 de diciembre (pero no como broma del día de los inocentes; de hecho el texto se dio a conocer previamente desde el 8 de este mes) en la revista Blood. En él revelan que el paciente, de nombre Timothy Ray Brown, lleva ya tres años sano. “Nuestros resultados sugieren fuertemente que se ha logrado curar de VIH a este paciente”, anuncian cautelosamente.

Pero no hay que echar, como decíamos, las campanas al vuelo. Es posible, como ya han señalado varias autoridades, que en unos años más el paciente recaiga, debido a virus residuales que queden en su cuerpo… aunque hasta ahora no ha sucedido. Por otra parte, el tratamiento no es práctico para otros pacientes: hallar un donador compatible de médula ósea con la mutación CCR5-delta32 para cada uno sería muy difícil, y el trasplante de médula es mucho más riesgoso en sí mismo que la infección con VIH.

¿Por qué hablar de esperanza, entonces? Porque, como afirma James Riley, especialista en VIH de la Universidad de Pennsylvania en Filadelfia, el experimento “es una tremenda prueba de principio de que si logras que la mayoría de tus células sean resistentes a la infección, realmente puedes detener al virus”. Si se logró en un paciente, y tomando en cuenta que existen ya fármacos que bloquean específicamente al receptor CCR5, ¿qué buenas noticias tendremos en 5 o 10 años? Mientras tanto, sigamos usando condón. ¡Ah!, y feliz año 2011.


¿Te gustó? ¡Compártelo en Twitter o Facebook!:



Para recibir La ciencia por gusto cada semana
por correo electrónico, ¡suscríbete aquí!

23 comentarios:

Pepe Campillo dijo...

Es interesante cómo en la ciencia sí se puede tener una última esperanza y, sobre todo, garantizada.

Tarde que temprano habrá una cura o un tratamiento más cómodo, menos costoso y con mejores resultados.

Veremos qué nos depara el 2011 con respecto al conocimiento sobre este virus.

Mientras, ¡feliz año, Martín!

Hereje Blasfemo dijo...

El problema, creo, es que pueden quedar los llamados virus latentes insertados en el material genético, ¿no? Y aunque uno pueda ser resistente por que el virus no pueda penetrar en sus glóbulos blancos, es portador y vector de la enfermedad.

A ver si alguien puede aclarármelo.

Pepe Campillo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Pepe Campillo dijo...

Efectivamente Hereje Blasfemo ("nos ampare dios"... ah qué nombrecito te echaste, jeje), el genoma viral puede integrarse al genoma de las células que éste infecta.

Es por ello que se recalca que este tipo de tratamiento se tiene que estar en constante observación.

La lógica es que, una vez hecho el transplante de médula ósea y, por lo tanto, nuevas células sin el receptor CCR5, los virus no podrán penetrar a éstas. Por otra parte, el ADN de los virus que se quedó latente, es "potencialmente activo" y tiene la capacidad de producir nuevos virus. En teoría, estos nuevos VIH tendrían el mismo problema que sus "progenitores": al no haber el receptor CCR5 en ciertos glóbulos blancos, no podrán penetrar a la célula.

Saludos.

Enrique Espinosa Arciniega dijo...

Excelente cobertura de la "noticia" (para nosotros es viejo el tema). Muy bien investigado y las conclusiones son significativas para cualquier persona. En español, la mejor nota que he leído.
Feliz 2011

Ribozyme dijo...

Excelentes hallazgos. A ver qué cara ponen los negacionistas del VIH-SIDA cuando a los que acusan de estar enfermos por su "mal estilo de vida" se curen y sigan con su estilo de vida. A ver si no se aparecen al rato en los comentarios. Ah, y digo que "se curen" porque quizás de esto salga una terapia. A mí se me ocurre que se tomen células madre de la médula osea de la persona infectada y se modifiquen genéticamente para bloquear la expresión de CCR5 o que expresen una versión mutada, y luego se reintroduzcan a la médula osea. Esto evitaría el riesgo mayor de un transplante de médula osea, que se desprende de tener que destruir la médula osea original, con lo que el paciente se queda sin sistema inmune ni las otras células de la sangre, y si la nueva médula no pega, se lo carga pifas.

Ribozyme dijo...

Hereje Blasfemo: la cuestión es que el material genético del virus sólo se encontrará en células con la proteína CD4. Dado que estas células provienen de células que no tienen CD4 (las células madre hematopoyéticas de la médula ósea), éstas no pueden ser infectadas por el virus y producir nuevos linfocitos CD4 que vengan ya infectados. Mientras, los linfocitos que sí fueron infectados y tengan el material genético del virus tenderán a morirse y desaparecer de la sangre. En el caso del SIDA, los virus están matando tantos linfocitos que la médula ósea no les puede seguir el paso para reponerlos (por eso es común que se esté monitoreando el número de linfocitos CD4 en el paciente). Como los linfocitos del tratamiento no pueden ser infectados, los que si lo fueron desaparecen.

Pepe Campillo: mientras un posible suceso no esté en franca contradicción con las leyes naturales, es asequible lograrlo con el desarrollo tecnológico. Siempre se da el "ejemplo" de los vehículos voladores más pesados que el aire como supuesta demostración de la cerrazón y estupidez de la comunidad científica, que según esa historia decía que no eran posibles hasta que los hermanos Wright demostraron lo contrario. Me parece que es una falsedad inventada con fines oscuros, porque la otra opción es que los científicos del siglo XIX fueran idiotas, ya que tenían frente a sus ojos innumerables pruebas de lo contrario, en forma de aves, insectos, murciélagos y hasta arañas y semillas que aprovechan el ser arrastradas por corrientes de aire para desplazarse grandes distancias.

BoyLucas dijo...

Creo que nos topamos nuevamente con un caso de exageración de los medios, los mismos médicos que realizaron el procedimiento afirman que no es posible confirmar que se haya encontrado una nueva cura del SIDA, en parte por lo que menciona Hereje Blasfemo, la presencia de virus latentes.

Por otro lado, la técnica del Transplante de Médula Ósea es muy riesgoso como para de inicio pensarlo en una solución para los pacientes con VIH en forma rutinaria. Por otro lado, encontrar un donante compatible es de por sí ya complicado, como para ahora ser tan selectivos y encontrar suficientes donadores compatibles con una mutación en el el CCR5.

Como menciona Martin en el artículo ya hay fármacos que bloquean el recetor, tal y como sucede en el CCR5. Pero bueno, lo cierto es que estamos ante un nuevo hallazgo, y esto se suma al bagaje científico, que sin duda aportará mucho para encontar una cura definitiva a esta enfermedad.

Lo triste es ver el uso que le dan los medios, encontrando una noticia "Best Seller", sin tomar en cuenta las consecuencias que tienen para la Ciencia y en particular para los pacientes, quienes están susceptibles ante cualquier oferta que les brinde una esperanza a su preocupación, su enfermedad, cayendo así en prácticas riesgosas de charlatanes y pseudocientíficos.

Hereje Blasfemo dijo...

Tsch! Es verdad. Los linfocitos producidos por la médula transplantada ya no podrán ser infectados por el virus y los antiguos irán desapareciendo. Gracias a todos, Pepe Campillo, Ribozyme y BoyLucas.

Añado otro problema que supongo que estarán siguiendo en el paciente: las posibles mutaciones del virus que hagan compatible la infección con los linfocitos mutantes de la CCR5. No sé cómo será la tasa de mutación del HIV. Además, ¿no había varios HIV? ¿Todos tienen el mismo problema con la CCR5?

BoyLucas: Debería existir una especialidad en Ciencias de la Información de Periodismo Científico y nos ahorraríamos los titulares sensacionalistas, cuando no, simplemente falsos.

Un saludo a todos.

Martín Bonfil Olivera dijo...

Pepe: Y los actuales ya son bastante buenos, querido Pepe, no lo olvidemos. Seguro será un año feliz... al menos mejor que el 2010!

Hereje: En efecto, el código genético del virus insertado en el genoma del paciente, en teoría, no se elimina, pero si los virus ya no pueden entrar en los CD4, de algún modo no importa ya, ¿no? Y si el paciente tiene ya un nivel indetectable de virus, quiere decir que es mucho menos infeccioso (o quizá que ya no es infeccioso). De modo que decir que se curó o que todavía es portador será una cuestión semántica que tendrá que decidirse.

¡Ah, ya contestó Pepe, que es virólogo!

A Enrique ya le contesté en Féisbuc, pero reitero: wow, gracias, viniendo de ti, un experto, voy a enmarcar el comentario.

Ribo: Ahí sí no estoy seguro: ¿qué el VIH no infecta y se integra al genoma de otras células del cuerpo (por ejemplo cerebrales)? Tengo confusión ahí... Díganme si saben.

Hereje de nuevo: Excelente pregunta: la tasa de mutación del VIH es muy alta, y no he visto ningún comentario sobre la posibilidad que planteas, de que el virus se adapte a la mutación CCR5-delta32. Habrá que ver. En cuanto a lo otro, existen muchas especialidades, diplomados y posgrados en Periodismo Científico en el mundo, en Iberoamérica e incluso algunas opciones -no óptimas, pero algunas bastante buenas- en México. Entre ellas, el Diplomado en Divulgación de la Ciencia de la DGDC-UNAM (si es que René Drucker no consigue destruirlo por completo en 2011). Y en la Escuela Carlos Septién de Periodismo (la 1a escuela de periodismo en México), hay una materia obligatoria de Ciencia contemporánea y un seminario optativo de Periodismo Científico, que entre otros imparte Estrella Burgos. De algo servirán, espero, pero haría falta algo más especializado.

Saludos!

Ribozyme dijo...

Bonfil: ya se te apareció el duende que borra los comentarios (Luis Martín dixit). Lo sé porque estoy suscrito por e-mail a los comentarios y vi cuantas veces posteaste. Resulta frustrante.

Según sé, el virus infecta a diversas células con CD4: linfocitos, macrófagos, células dendríticas y microglía (las células inmunes del sistema nervioso central). A lo que me refería sin querer entrar en más detalles (lo que siempre es un problema en temas tan complejos) es a que las células que tengan en su interior el genoma del virus, en el momento en que produzcan virus, se van a morir, y como ya no van a haber linfocitos infectables (por el tratamiento) hasta ahí llegaron. Es decir, incluso las células con infección latente acabarán desapareciendo.

Anónimo dijo...

Pues la opción más segura para no contraer SIDA es no tener sexo. Por desgracia esto solo es muy fácil de cumplir, para al menos aproximadamente 3% de la población mundial. Me enorgullece pertener a ese selecto grupo jaja.

Si las personas se jactan de ser por ejemplo: homosexuales, ¿por qué no exaltar el orgullo de ser "asexual"? Creo que voy a diseñar la bandera, aun no se ponen de acuerdo.

Ribozyme dijo...

Anónimo: me gusta tu actitud. Nada más hay que recordar que puede uno contagiarse por transfusiones, cirugías y hasta por intervenciones odontológicas si quien las realiza no tiene las debidas precauciones (y por drogas recreativas intravenosas y dicen que hasta por tatuajes, aunque no sé qué tan probable sea esto). Me parece perfecto que una persona se retire completamente de la actividad sexual mientras sea porque así está más agusto y no por violentar sus impulsos por alguna represión (ya ves lo que pasa con los padrecitos) o porque no consiguen con quien (debe haber casos). Los medios han abaratado y sobrevendido el sexo (como lo han hecho con casi cualquier otra cosa importante), hasta el punto que se ve mal socialmente a las personas que se apartan de él, a menos que sea por cuestiones religiosas. Yo por ejemplo me he apartado del desmadre y hasta de buscar pareja porque me fastidia andar lidiando con gente tonta, necia y superficial (algo así como el 99.9% de la población) y porque con la edad el sexo ha perdido importancia para mí, y un amigo me dice que soy una especie de degenerado, como si anduviera violando mujeres o abusando de chamacos.

Anónimo dijo...

hola,yo llevo 12 años diagnosticado de VIH sida y nunca he enfermado ni siquiera de un resfriado.Hace unos años me hice nuevos test de Elisa que dieron indeterminado,cosa rara porque no existe inderterminado en materia de examenes,posteriormente estos dan positivo mediante complejas manipulaciones de laboratorio.Nunca he bajado de peso exepto de miedo,tambien mi madre bajo de peso,actualmente tengo un conteo de cd4 de 60 por ml en sangre periferica cuando segun los medicos los valores normales van por los 500 a 600 incluso mas,parecen ser dictamenes variables en el tiempo,por ultimo para ser breve ,me dan retrovirales que jamas he tomado,no llevo ningun regimen magico ni de sanacion incluso me permito cierta vida disipada mas nunca he enfermado.Meditenlo antes de aceptar un diagnostico de VIH sida.

Miguel Swenson

Ribozyme dijo...

Fue justo lo que le pasó a Christine Maggiore, que ni cuando se estaba muriendo de SIDA aceptó que eso era. Por lo general, para cuando hay síntomas, ya no se puede hacer tanto por el paciente. Es como los chamacos que tienen sexo sin protección, que salen con que "al cabo ni se embarazan"... hasta que se embarazan...

Matalote dijo...

Ribozyme:
Despues de leer tu comentario del 30.12.2010 de las 21.01, te encuentro casi...irresistible.
Los degenerados de tu tipo se cuentan, desafortunadamente con los dedos de una mano.
Si a eso se le llama pervesidad, pues entonces le hace falta al mundo perversos como tu.

M-ViOL dijo...

Estuvo muy chido este escrito de Martín y muy enriquecido con la mayoría de los comentarios que se hicieron.
Ribo: Felicidades por tu blog.Espero escribas mucho este año, lo checaré constantemente, aunque por falta de tiempo (y porque me cuesta un poco ordenar las ideas je) no escriba opinión.
P.D. Yo fui quien te dejo un mensaje por el feisbuc de Martín, por tu imagen de display me di cuenta que eras tú. XD

Antonio dijo...

Excelente explicación.

"...publicado con fecha del 28 de diciembre (pero no como broma del día de los inocentes; de hecho el texto se dio a conocer previamente desde el 8 de este mes)..."

Bueno, en el mundo anglo, el día de los inocentes es el 1 de Abril.

Un abrazo.

Antonio dijo...

Eso de mostrarse orgullosamente asexual me hace preguntarme algo. Hay quienes atacan la homosexualidad argumentando que no contribuye a perpetuar la especie (como si una especie de organismos pluricelulares con 7000 millones de individuos estuviera necesitando perpetuarse por vía reproductiva) ¿Van esos mismos criticadores a oponerse a la asexualidad usando el mismo criterio?

Ya tengo ganas de ver un movimiento asexual en forma.

Un abrazo.

Luis Martin Baltazar Ochoa dijo...

"Los medios han abaratado y sobrevendido el sexo (como lo han hecho con casi cualquier otra cosa importante), hasta el punto que se ve mal socialmente a las personas que se apartan de él, a menos que sea por cuestiones religiosas. Yo por ejemplo me he apartado del desmadre y hasta de buscar pareja porque me fastidia andar lidiando con gente tonta, necia y superficial (algo así como el 99.9% de la población) y porque con la edad el sexo ha perdido importancia para mí, y un amigo me dice que soy una especie de degenerado, como si anduviera violando mujeres o abusando de chamacos." SI EN ALGO ABONA MI OPINION, CONCUERDO COMPLETAMENTE CON EL COMENTARIO. SALVO EN LO DEL PORCENTAJE. NO ES TAN APLASTANTE LA PROPORCION DE GENTE SUPERFICIAL, MAYORIA TAL VEZ, APLASTANTE MAYORIA, HONESTAMENTE NO LO CREO. PERO DECIA, CON LO DEMAS, MUY DE ACUERDO.

Martín Bonfil Olivera dijo...

Miguel: qué suerte tienes. Es posible que poseas la mutación que impide el progreso de la enfermedad. También es posible que tus estudios estén mal hechos, y tu nivel de CD4 sea mucho más alto... en fin, muchas cosas son posibles, pero no confundas: una cosa es que tu caso particular sea tan bueno, y otra caer en la estupidez de negar lo que la ciencia ha confirmado ampliamente.

Saludos y que sigas bien!
Martín

Luis Martin Baltazar Ochoa dijo...

Tocayo, dices en tu articulo:
"...Y ocurre también que ciertas personas, especialmente en el norte de Europa, tienen una mutación en el gen de la proteína CCR5: la pérdida de 32 de sus “letras” genéticas (o pares de bases, en lenguaje técnico), lo cual la inutiliza. Como resultado, dichas personas, si tienen dos copias del gen mutante CCR5-delta32 (pues heredamos dos copias de cada uno de nuestros genes, una de cada progenitor), resultan especialmente resistentes a la infección por VIH..."

Si malamente, el sida avanzara como factor de elevacion de muertes en el mundo e hiciera de esta mutacion algo determinante... ¿no estariamos en presencia de UN EJEMPLO CLARO de lo que significa la seleccion natural? porque hasta donde percibo, con los avances de la cultura humana, hemos "evadido" las presiones evolutivas en el ser humano como especie. Si el sida fuera un factor decisivo de quien sobrevive, ESTA MUTACION definiria quien avanza como individuo reproductor y quien se extingue. Asi como lo dijo Darwin: cambios aleatorios que ocurren todo el tiempo, de los cuales una minuscula parte representa una ventaja evolutiva si coincide con una coyuntura de cambio en el entorno, en la competencia, en (como en este caso) aparicion de nuevas enfermedades.

Mira, y esa mutacion en principio dejo inactivo un mecanismo que era para otra cosa, en principio, habia quedado como un codigo vestigial sin efecto practico. Que aun lo es, pero por suerte, ahora es una ventaja.

¿como ves, podria ser asi?

Saludos.

Benedict Anderson dijo...



vih / hechizo ayudas que me hizo curado Soy Recardo Lugard de las spain..I estado viviendo con VIH / SIDA durante años y he estado tratando todo lo posible para conseguirlo cured.I han pasado un montón de dinero para lograr this..All que podía llegar desde el tratamiento es mejorar mi estado de salud, pero no he sido capaz de conseguir una cura a este pensamiento illness.The de esta enfermedad me enferma y no sé qué hacer sin más .. Actualmente me encontré con un lanzador de hechizos en la red y le expliqué esto a él, Él me ayudó a echo un fuerte hechizo y en sólo 3 días, estoy completamente curado de la disease.I han ido a un montón de chequeos y soy negativo al virus now..I seguir pensando cada día y noche cómo puedo recompensar este woman..People con problema similar puede ponerse en contacto con el lanzador de hechizos en hivspelltemple@gmail.com WhatsApp 2348103753977 GOODLUCK...........................